6 años necesitaron pasar, para sentir otra vez como todo tu interior te quema, como te destruye una sola mentira de alguien que creías que ¡jamás! lo haría...realmente me arde todo y mi cabeza va a explorar...no dejo de temblar y aguanto las ganas de llorar, aunque mis ojos ya esten muy húmedos, intento ser fuerte...pero sé que cuando llegue a mi cama toda esta fortaleza frente a mi familia se derrumbará, es muy doloroso...jodidamente doloroso que es la primera vez que quiero sacarme las entrañas...odio mi puta vida.